08 agosto 2012

Chinita


Vai poner el agua que se me enfría el pecho, tanto camino hecho me tiene un poco acobardao y no es que quiera asustarla, pero los años han pasao y yo me voy poniendo estrecho.

Esta mañana chifló el viento como hace rato no chiflaba. Salí del rancho con lo puesto, alpargatas y la pava. Hay rumores de que el pampero trae malas bocanadas. “Se amontona el aguacero en los charcos de la vida” recordé lo que algún día un amigo me decía.

Y ahí nomas te dije china, que me iba pa la finca. Me adentré en el monte y el rayo que con cada pisada se embarraba. “Que gusto a viento tienen las distancias” me repetía mientras andaba…

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada